24 feb. 2013

Mortimer IV:La saga continua


Todo empezo en Florencia, a orillas del rio Arno, donde el intercambio de bicicletas, en un mar de turistas y estudiantes, era el deporte comun. Practicando ese deporte descubri al primero de  la saga: Mortimer El Original, que consumó matrimonio con Jacapaca de Caciolle en Santa Croce en el año 2000 de nuestro señor. En la ciudad del renacimiento se gesto el linaje glorioso de los Mortimer. Entre calles estrechas, plazas centenarias y avenidas congestionadas, El Original volo con pericia y rubrico hazañas que nadie pone en duda. La leyenda cuenta que fue traicionado por el inefable secretario D.J. Bignoli, un hombre ambicioso y repelente que le abandono a su suerte en las cloacas de Le Cascine, una zona lugubre de la ciudad donde de noche abundan las prostitutas y los proxenetas. Alli, el despreciable secretario le llevo prometiendole grandes placeres y alli se sospecha que fue asesinado y muy posiblemente despiezado.

Pasaron varios inviernos hasta que, sin previo aviso de los oraculos y ante la sopresa de la nobleza mecanica, surgio Mortimer II, El Audaz. Fue una mañana gris en el norte de Londres donde El Audaz fue visto por primera vez dirigiendose hacia el este en un carruaje blanco como la nieve que dejaba ciegos cuantos osaban mirarlo. Se establecio en Cambridge, en Octubre del 2008. Se le conocio por su dureza e incansable rodar, siempre haciendo el mismo recorrido, dia y noche, lloviera o nevara. Cayo con honores en la batalla de Huntingdon road, una fria manana de invierno y descansa ahora en un lugar indeterminado de la ciudad. Se rumorea que su restos pueden estar en una capilla abandonada el distrito de Tavistock pero este hecho no ha sido confirmado.Fue precisamente en Tavistock, donde un nuevo rayo de luz ilumino el horizonte de la jerarquia Mortimeriana. De la casa de Girton, dicen que hijo de un gigante y una princesa, aparecio Mortimer III, El Breve. El Breve reunia las mejores cualidades de sus antecesores: fruto la honestidad, de la esperanza, de finos acabados y caros complementos, era la perfecion de un linaje y esa fue su maldicion. Mortimer III desaparecio una noche de Diciembre a los pocos meses de asumir el poder. Se le vio por ultima vez parado frente a Selwyn College. Se sospecha que fue sustraido por un grupo de estudiantes bohemios liderados por el malvado profesor La Grange. A dia de hoy se siguen sin tener noticias de Mortimer III. La consipiracion estudiantil de La Grange, recuerda a la tragica historia de Paul "El Carraca", monarca mecanico de incuestionable poder y firmeza que se prodigo en constantes apariciones por el condado de Suffolk hasta que, fruto de la mala gestion de sus consejeros, fue destruido injustamente en el 2009 (esta es su historia).

El, a partir de ahora, mitico"Car Boot Sale"

Obsesionado con el estudio de los Mortimer, y tras pasar horas perdido en las polvorientas y laberinticas bibliotecas de Cambridge, encontre al fin con manos temblorosas el famoso pergamino de Chesterton, donde se aseguraba que un nuevo Mortimer, el IV, podia aparecer en un punto muy determinado de la ciudad en el ultimo domingo del mes de Febrero del 2013. Esta misma manana camine ansioso al lugar señalado. Era un Car Boot Sale que todos los domingos se da en el barrio de Chersterton. No parecia un lugar digno de un Mortimer pero ¿quien era yo para negar las evidencias del pergamino? Un Car Boot Sale es una costumbre tipicamente Britanica que consiste en gente de bajo linaje juntandose en un descampado para vender o intercambiar enseres de segunda mano que traen la parte trasera en sus carrozas. Esto, como es logico, en algunos casos evoluciona en un autentico "rastro iberico" de los que muchos hemos oido hablar.Ahi me dirigi con unos billetes el el bolsillo dispuesto a encontrar al siguiente en la saga. En ese infame lugar, donde lo mas bajo de la sociedad se arremolina para recoger los restos de un sistema agonizante, encontre a Mortimer IV, al que llame El Barato. Estaba en manos de un comerciante del norte que hablaba con un acento incomprensible, apoyado en una vieja mesa de pino, con la cadena salida y el volante torcido. No destilaba la gallardia de sus predecesores pero su precio fue una señal, una llamada de algun ente superior, un milagro. No pude resistirme y le di al comerciante lo que pedia: 30 Libras Esterlinas. Si algo aprendi de la experiencia con El Breve, es que la apariencia no lo es todo y es peligrosa. Ademas, hay algo de El Barato que me llama poderosamente la atencion. Puede que sea su simpleza, su azul desgastado, su timbre anticuado y estridente, su asiento esponjoso o tal vez sus bastas soldaduras. De algo si estoy seguro, no acabara como El Breve y eso me basta.

Mortimer IV, de la saga de los Mortimer ocupa ahora el trono de Tavistock. No representa el mejor momento de un linaje glorioso y unico pero mantiene la llama ardiendo y la esperanza viva de lo que fue y sera una familia legendaria. ¿Quien sabe que aventuras me esperan con El Barato? ¿Quien sabe lo que vendra despues de el?¿No se suele decir que tras la tormenta siempre sale el sol?