29 abr. 2011

MAZO DRAMATISMO

Muy al norte de Escocia, al oeste de las veneradas highlands y relativamente cerca del famoso castillo de los inmortales (Eilean Donan), descansa desde hace miles de años la maravillosa isla de Rum. Alli me he pasado la semana santa.

Muchos ahora la conocen como uno de los lugares mas salvajes del Reino Unido ya que desde 1957 toda la isla, excepto el pueblo de 30 habitantes que mantiene el turismo, es lo que llaman una reserva natural nacional. Sin embargo la historia nos cuenta que humanos han poblado estas tierras desde hace 8.000 años y que la isla esta deshabitada solo desde 1826 cuando sus 300 habitantes fueron evacuados por el señor de esas tierras para criar miles de ovejas. La empresa fue un rotundo fracaso y, tras pasar por varias manos, Rum fue finalmente vendida en 1870 al asquerosamente rico ingles John Bollough. Este construyo un castillo lleno de excentricidades y uso "su isla" para vacaciones de verano y dedicarse a sus hobbies con sus amigotes, como por ejemplo, cazar ciervos. Ahora este unico pedazo de tierra pertenece al gobierno escoces que acepto con alegria la donacion que la ultima mujer de la familia Bollough les brindo a finales de la decada de los 50.

La historia natural y humana de la que fue considerada durante muchos años la isla prohibida es fascinante. No hace mucho tiempo que se puede visitar libremente. Ahora es un lugar para caminantes insaciables y buscadores de paisajes dramaticos estilo salvapantallas de windows o algo peor. La isla esta plagada de lagos, picos que por alguna extraña razon nos empeñamos en coronar, ciervos, aves, garrapatas e insectos. Lo que mas abunda son praderas de suelos esponjosos y dificiles de caminar pero tambien hay dos caminos empedrados que te llevan facilmente a dos puntos de la isla. Encontrareis playas de arena fina (ojo si lo que quieres es ir a la playa escocia no es tu destino, se mira pero no se toca), interminables rios y arroyuelos, cataratas y valles silenciosos y amplios. Los bosques son escasos y todavia quedan ruinas de viejos poblados en algunas partes de la isla.

Me dedique a caminar, caminar y mas caminar. Dormi en el castillo y en un refugio al que nos costo 6 horas llegar (la casita de la foto) y sufri en mis carnes los rigores de la montaña y esponjosidad cansina de los suelos escoceses. Sin embargo fue maravilloso, es un lugar perdido en el tiempo solo apto para los que disfrutan de este tipo de vacaciones primitivas y minimalistas, sobretodo si pasas del hostal-castillo y te pierdes por la isla.

Si quereis ir algun dia a Rum vuestro destino debera ser el minusculo pueblo pesquero de Mallaig y de alli sale un ferry que te lleva por algunas de las islas de las highlands (Rum, Eigg, Canna, etc). Todo el proceso en tren me llevo a mi desde Cambridge 2 dias. La mejor epoca para ir es Abril, Mayo, parte de Junio y Septiembre. El verano no es recomendable por el infierno mosquitil. Lo que las gentes del lugar llaman las Midges, que son una especie de mosquitos que te atacan en nubes, se pegan a todas partes y te chupan la sangre sin piedad. De todas maneras vayais cuando vayais el clima sera una incertidumbre y debereis arriesgar. Yo tuve suerte, no use ni un dia el chubasquero y volvi con un color playero de broma. Estimados lectores, si van por Escocia y les gustan las dosis de dramatismo paisajistico y los rigores del clima atlantico insular, no duden en pasar por la unica isla de Rum.